ManuMateo
Banner Header 2 - la Valija.png

la Valija del Caminante

Mindo: de otro tiempo, de otro mundo

¡Clonc!

Llueve en Mindo. El agua cae en un susurro continuo alimentando pastos y esteros. Allá en lo alto las nubes se deslizan peinando con dulzura las copas de los árboles. O no. Más bien es el propio bosque el que se despereza exhalando todos esos vahos, no se sabe. ¡Clonc! 

La bruma sobre la selva dibuja paisajes que bien podrían ser jurásicos, que bien podrían ser refugio escondido de dinosaurios como los de aquel “mundo perdido”. De momento sólo el revuelo de mariposas, turistas y colibrís atestiguan sobre el debido paso del tiempo. ¡Clonc!

Abajo, el río viene arrastrando la algarabía de quienes se atrevieron con algo de aventura, y lo mismo arriba, donde los cables sobre el bosque nublado conducen los aullidos de los más osados. Y mientras tanto, ajeno a todo, las guayabas más maduras siguen cayendo sobre la chapa de la cubierta cercana, marcando el compás del silencio. 

¡Clonc! 

*artículo publicado originalmente en el blog oficial de la web de turismo de Ecuador www.ecuador.travel